martes, 13 de octubre de 2015

Nueva ley notarial: la cura es peor que la enfermedad.

Por Emilia Santos Frías

 La Ley 140-15, del Notario, en República Dominicana, promulgada el 7 de agosto del año en curso: ¿desnaturaliza la funciòn del notario y perjudica la del abogado?. ¿Reafirma que es mala la cura que la enfermedad,  o es más cara la sal que el chivo?.




Lo cierto, es que la nueva normativa sorprendió a la opinión pública, le dividió en pareceres y trae con ella exorbitantes aumentos, a un país, donde la mayoría es carente de recursos económicos. Muchas son las voces que afirman: “desvirtúa el rol del notario y perjudica la funciòn de los abogados y las abogadas”.

Esta ley que también, instituye el Colegio Dominicano de Notarios. Deroga las leyes 301 de 1964 y 89-05,  y modifica el Artículo  9, de la Ley 716-44, sobre funciones públicas de los cónsules dominicanos. Fue suspendida  por un año, por el Senado de la República, hace justo un mes,  debido a la falta de consenso en los diferentes sectores de la vida nacional. Medida que saludamos!.

Las dificultades que exhibe para el ejercicio profesional de los notarios, abogados y alguaciles, la nueva norma, afirman expertos en el tema, es gracias “al desconocimiento de la historia del notario; una profesión de servicio. Así como a la redacción de esta ley, realizada por persona sin experiencia en la práctica de la abogacía”.

Otras voces preocupadas por las consecuencias que trae esta nueva normativa, es el aumento de las tarifas para los servicios notariales; a decir de la Fundación Institucionalidad y Justicia (FINJUS). Medida que también,  es negativa para clientes de bancos, pues, encarece los créditos, así lo afirma la Asociación de Bancos Comerciales (ABA), compuesta por 18 empresas.

A ellos, se el presidente de la Suprema Corte de Justicia (SCJ), Mariano Germán Mejía, quien considera que algunas disposiciones de esta ley deben ser modificadas o derogadas, como su Capitulo XI, sobre Registro de Testamentos y Poderes. Esta parte la examinaremos más adelante.  

FINJUS, califica además, como exorbitante los aumentos a los servicios que prestan los notarios. La medida en su Artículo 66, sobre tarifa de honorarios profesionales, establece mil pesos por vocación de una hora. Los contratos de mil a 200 mil pesos; matrimonio: 20 mil pesos; redacción de testamentos de 15 mil a 25 mil pesos. 

Me pregunto: ¿Cómo podrá la gran mayoría de la población dominicana, con los salarios que devenga, costear estos precios?.

La Asociación de Jóvenes Empresarios (ANJE), también se expresó, considera estas tarifas injustas. Dificultan el desarrollo económico de las empresas, instituciones gubernamentales y la ciudadanía en general.

Los notarios y las notorias, en quienes el Estado, deposita fe pública para certificar determinados actos, ahora con la nueva ley, harán funciones de alguaciles; irán a embargos, desalojos, entre otros.

Es por ello, que el  abogado Francisco Álvarez Valdez (Pancho), precisa que se degrada la dignidad de este profesional. Al tiempo que afirma, hay choque entre las funciones notariales y la del abogado, pues la ley las enfrenta.

“Ahora habrá un notario por cada 100 mil habitantes. Existen tres mil 800 en la actualidad. Entonces tenemos un exceso de dos mil 800, pues somos 10 millones de habitantes. De acuerdo a lo que estipula la norma, para el año 2050 se designará el siguiente”, preciso el experto durante una conversación con Servio Tulio Castaños, presidente de FINJUS.

Álvarez Valdez, indica que la normativa se contradice, pues dice que el notario redacta acuerdos de cualquier naturaleza, al tiempo que expresa, sancionará al abogado si a la vez hace trabajos como notarios.

El experto, platea, que si una persona vive en Santo Domingo y tiene un inmueble en Puerto Plata, el notario debe ser de Puerto Plata, según la Ley 140-15, lo que califica como “un retroceso a la Era de Piedra. Es decir, ya sean bienes muebles, inmuebles, acciones, donde esté el activo, de allá debe ser el notario. Esto plantea que en una operación con inmuebles en distintas partes del país, así será el número de contratos; por cada circunscripción. ·Un absurdo total y absoluto”.

De levantar la suspensión el próximo año y aprobar tal como ha sido redactada la Ley 140-15, en una partición de varios inmuebles, se hará un acto por cada circunscripción donde estén los inmuebles. Lo que Pacho Álvarez, supone como  “un acto infuncional”.

La tan sonada normativa, también, crea un Registro de Poderes y Testamentos, para que los notarios depositen ante la SCJ, resumen de testamentos místicos u operaciones que antes no debían divulgarse, lo que debe continuar así. Antes se mantenía el apoderado en secreto. ¿Con que fin se crea este registro?. Visibilizarlo es irracional!. Enfatiza Álvarez Valdez.

Amigas, amigos, unamos nuestra voz. Esta ley, compleja e injusta; amerita un minucioso análisis por parte de la población, que ya no aguanta más impuestos, ni el aumento excesivo de ellos.


¡Deja la pereza. Ejercita tus derechos, demanda su garantía!.

 
Design by Wordpress Theme | Bloggerized by Free Blogger Templates | coupon codes