lunes, 14 de octubre de 2013

Visibilizan Cimarronaje para fortalecer identidad nacional Demandan mediante Afrodescendencia hacer aportes al turismo RD

                                                                                                             Por Emilia Santos Frías
Muchas personas desconocen que en un ala de la Catedral Primada de América, llamada la Picota, a los esclavizados se le pegaba con un fuete como castigo. Era una columna de piedra ubicada en la Plaza de Armas, actual Parque Colón.



 Quizás no muchos saben que  la Calle General Gabino Pueblo, en la Ciudad Colonial, hoy en situación de abandono, era llamada anteriormente La Negreta y posee importante valor cultural, por existir allí “La Casa del Diablo”, que era una casona-almacén donde los esclavizados al llegar a la isla, eran “guardado” para su restablecimiento y acumulación de fuerzas antes de iniciar el proceso de venta.


En la Calle General Gabino Pueblo, también existió “El Callejón de la Negreta”, lugar donde los esclavizado trabajaban en las canteras de piedras, que se usaron para construir la ciudad y sus murallas.
Estos hoy podemos conocerlos gracias a La Jornada de Visibilizaciòn del Cimarronaje, realizada del 11 al 13 de octubre, que incluyó la conferencia “Afrodescendencia e Identidad Nacional”, y visitas guiadas en la “Ruta del Esclavizado”, a cargo del sociólogo Dagoberto Tejeda Ortiz.
Hoy decenas de dominicanas, dominicanos y personas extranjeras participantes en la Jornada de Visibilizaciòn del Cimarronaje, sabemos dónde fue enganchada la cabeza del príncipe Juan Sebastián Lemba, rebelde cimarrón, asesinado en el lugar ubicado
en la Calle Palo Hincado con Mercedes, esquina norte del Parque Independencia, donde hubo una puerta de la vieja Muralla de Santo Domingo.
“Pudimos identificar donde estuvo ubicado el punto de torturas de los esclavizados: justo al lado de la Catedral Primada de América, en el Parque Colón, antes Plaza de Armas”.
Tal como expresó Maribel Núñez, de Acción Afro-Dominicana, quien precisó que la actividad cultural, tuvo como objetivo, entender el Movimiento del Cimarronaje de la América Colonizada, enfocado en los espacios públicos de nuestra ciudad, así como las infraestructuras de los antiguos ingenios de la colonia, para primero concienciarnos sobre la importancia histórica de los hechos vividos por los africanos que fueron esclavizados y su descendencia, que vive y vivió las secuelas nefastas de la esclavización.
Al mismo tiempo, conocer los aspectos de sus vidas y el Cimarronaje; al que tuvieron que apelar como defensa de la propia vida, libertad y dignidad humana. Igualmente,  resaltar la invisibilización histórica en la República Dominicana de los aportes afro a la cultura y construcción de lo dominicano.
Sólo en el recorrido realizado a los ingenios coloniales, ubicados en Los Mina, Haina y San Cristóbal, así como a la Plaza de los Congos, en Villa Mella, participaron más de 100 personas  dominicana, española, haitianas y de EE. UU.
La Jornada de Visibilizaciòn del Cimarronaje, fue coordinada y desarrollada por Acción Afro-Dominicana, el Departamento de Cultura de la Universidad Autónoma de Santo Domingo (UASD) y la Uniòn de Juventud Ecuménica Dominicana (UJEDO), quienes elaborarán un documento  donde presentarán sucesos históricos relacionados a lugares de la Ciudad Colonial y a las ruinas de los ingenios coloniales, visitados sábado 12 y domingo 13 de octubre, para exigir al Estado Dominicano a través del Ayuntamiento del Distrito Nacional, el Ministerio de Cultura y sus apéndices, la Dirección Nacional de Patrimonio Monumental (DNPM) y Patrimonio Cultural Inmueble; el fortalecimiento de la identidad cultural nacional y de la memoria histórica, como forma de contribuir al enriquecimiento del patrimonio cultural tangible e intangible.
“Solicitaremos que espacios como las ruinas de los ingenios coloniales que actualmente se encuentran en cuasi abandono, sean re-acondicionadas, respetando su valor histórico. De igual forma, la creación de tarjas informativas sobre la historia del lugar, resaltando las vivencias de las esclavizadas y los esclavizados; el cruel y explotador trabajo que desarrollaban, como elemento productor de riquezas para el colonialista, así como las manifestaciones de rebeldía y cimarronaje por la libertad y la abolición de la esclavitud”, afirmó Maribel Nùñez. 

De igual forma la experta aseveró que la Visibilizaciòn del Cimarronaje, desde el punto de vista turístico,  crearà mayor interés por la República Dominicana, en otras poblaciones. 


“La Negreta, debe ser convertida en un espacio de recordación. En algunos casos hacer Museos, cómo en la hermita de Los Mina, que deber ser cuidada, preservada, para que las nuevas generaciones conozcamos lo sucedido. Nos ayude a conocernos y valorarnos como afrodescendientes”.

 
Design by Wordpress Theme | Bloggerized by Free Blogger Templates | coupon codes